Roberto Da Silva, gerente de Embutidos Cardeña:

"El objetivo no es hacer más kilos sino mantener la calidad de un producto artesanal"

La pyme agroalimentaria Embutidos Cardeña participa en el Programa Crecer de Fundación Caja de Burgos. Para su responsable, Roberto Da Silva, la clave de su crecimiento empresarial pasa por apostar por la calidad de la morcilla, la innovación en los procesos de elaboración y el desarrollo de los canales de venta online. 


30/07/2020 | Canal Empresa

Mobirise

Roberto Da Silva es uno de los empresarios burgaleses con más tirón mediático. Campechano y directo, sus diferentes intervenciones sobre cocina o restauración terminan ensalzando el producto agroalimentario más popular de nuestro territorio: la morcilla de Burgos. 

En un momento en el que hay una progresiva demanda por la comida vegana y poco calórica, la morcilla de Burgos, opina, debe encontrar su segmento y diferenciarse no por los kilos producidos sino por la calidad del producto. 

"La clave no es hacer más kilos sino crecer manteniendo la calidad de nuestras morcillas, diversificar hacia otros productos del segmento gourmet y seguir apostando por la innovación", comenta el empresario. 

Su negocio, Embutidos Cardeña, participa desde 2018 en el programa Ayudas Crecer de Fundación Caja de Burgos, un itinerario diseñado para pymes burgalesas con potencial de crecimiento. 

El nuevo plan estratégico de la empresa agroalimentaria quiere apostar por los canales de venta online con el objetivo de conquistar al consumidor nacional, y dar continuidad a sus planes de innovación y tecnología (I+D+i).

VENTA ONLINE

“Durante el confinamiento, ha habido un repunte en nuestras ventas online. Nos hemos dado cuenta que la digitalización es el camino a seguir. Pero siempre partiendo y trabajando desde un reconocimiento local y una apuesta por nuestras tiendas físicas: tanto la del mercado Sur como en nuestra propia fábrica”, asevera Da Silva.

La tienda online Cardeña Food no se limita a la venta de los diferentes tipos de morcilla. La gama de productos de la marca burgalesa se ha ido ampliando de manera escalonada hasta alcanzar las 70 referencias actuales. Productos agroalimentarios dirigidos a un target que sabe apreciar los productos gourmet, “los productos de confianza” como apuntilla su responsable.  

Uno de los planes a corto plazo es mejorar la tienda online incorporando una plataforma de pedido, con inteligencia artificial, que sea capaz de recomendar y prever nuevos pedidos de nuestros usuarios. “Queremos llegar a ser un Amazon Cardeña Food - bromea el propietario- Nuestro objetivo a alcanzar es que la venta online asuma el 30% del total de ventas para el año 2024”.

Entre los planes a futuro, la intención de Embutidos Cardeña es restructurar su tienda- exposición en propia fábrica como forma de captación y puesta en valor del producto. 

Un espacio donde, además de degustar morcillas, se pueda explicar al cliente final los aspectos que intervienen para conseguir una morcilla de alta calidad: ausencia de conservantes, el uso de tripa natural, la pureza de la sangre (no mezclada con agua), la utilización de la cebolla Horcal (conocida por su suavidad y textura) o el reciente distintivo IGP Morcillas de Burgos cuya normativa deja atrás a otras muchas marcas competidoras. 

Mobirise
INVESTIGACIÓN, DESAROLLLO E INNOVACIÓN (I+D+I)

Embutidos Cardeña se identifica por la incorporación de nuevas tecnologías de producción en procesos y en producto. Sus diferentes proyectos en I+D+I les ha conducido a mejorar su producción hasta los 800 kilos diarios de morcilla, y a incrementar la cualificación de su plantilla. Todo ello en base a dos objetivos:

  1. Optimización de procesos: como la pasteurización en sus propias fábricas de la cebolla horcal para aumentar su conservación
  2. Diversificación de productos (innovar con nuevas referencias como los nachos o el chocolate de morcilla)

Actualmente, la empresa agroalimentaria se ha embarcado en una investigación de la Universidad de Burgos (UBU) relacionada con el aprovechamiento de la piel superficial de la cebolla como antioxidante natural. Asimismo, la valorización de estos subproductos presenta gran interés ya que poseen un elevado contenido en compuestos bioactivos, cada vez más valorados por la industria alimentaria por ser conservadores naturales de productos. 

Innovar muchas veces no es una elección. Para Embutidos Cardeña es la única manera de “crecer, diferenciarnos y ser buenos”, concluye Roberto Da Silva.  

Mobirise

*El programa Crecer es un itinerario del área de Dinamismo Empresarial de Fundación Caja de Burgos que permite a empresas consolidadas seguir un plan estratégico que les ayude a su expansión y crecimiento. En esta ocasión, la consultoría Valora Asociados- ETL Global ha colaborado con el programa Crecer en la propuesta y diseño del plan de crecimiento de Embutidos Cardeña. 

Comparte esta información

Contacto

Fundación Caja de Burgos
Teléfono: (+34) 947 258 113

_

Plaza de la Libertad s/n - 1ª planta (Casa del Cordón)
09004 - Burgos - España

How to set up a free site - Click for more